Los Alvarez Quintero

Estándar

Los Álvarez Quintero nacieron en Utrera, muy cerca de mi pueblo, Alcalá de Guadaira. Desde pequeño detesté sus obras, su manera de entender el teatro y su manera de percibir -o al menos reflejar- la tierra. Desde pequeño me dolieron su humor y los tópicos bienintencionados de sus argumentos. De ellos dijo Luis Cernuda, otro sevillano poeta, que era muy aguda la observación de la realidad, y deliciosa la representación dramática, solamente viciada, en ocasiones, por el optimismo pueril y apriorístico con que pretendían idealizarla. Los detesté. A los Quintero, digo. Quizás injustamente. O no. A estas alturas todavía no lo tengo claro. Pero algún respeto habría que tenerle a unos tipos que escribieron más de doscientas obras con una masiva aceptación popular.

Todo esto viene a cuento porque Marta Reneses, actriz de En Negro, y Juan de la Serna han realizado una versión de Las ganas de reñir. Ambos la interpretan en Artepolis (C/del Olivar, 13 de Lavapiés) los miércoles 19 de junio y 5 y 19 de julio, a las 21.00 horas. Iré a verlos uno de los días, claro. A Juan, a quien conozco y aprecio, nunca lo he visto en un escenario, y de Marta siempre espero mucho y nunca me defrauda. Espero que su versión de esta obra de los Quintero me reconcilie con ellos (con los Quintero, quiero decir). O al menos, me haga menos dogmático. Aunque no sé, la verdad… Me concentraré en la actuación que es a lo que voy.

Un comentario en “Los Alvarez Quintero

  1. Gustavo Montes

    Como temía, parece que los hermanos de Utrera y este alcalareño estarán reñidos por siempre, incluso sin ganas de reñir. No obstante, Marta-Martirio y Juan-Julián -los Mamajuju- resultan extremadamente divertidos en esta versión propia. Los personajes, pseudoandaluces del universo quinteriano, se transfroman en el escenario en madrileños pijos de La Moraleja. Una vuelta de tuerca al estereotipo. Genial Juan en su descapotable imaginario. Desternillante Marta confiándose a los espectadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *